POR: Andrea Melo Tobón Viernes, 22 Abril 2016


Camine en silencio, asuma que todo lo que está sonando es una composición y usted está en el centro de ella. Los sonidos empiezan a tener un sentido diferente: la bocina del carro ya no es una señal de advertencia y las pisadas de las personas no indican que alguien está cerca a usted. Escuchar de otra manera y convertir los sonidos corrientes en notas musicales, así se siente hacer circuit bending. 

AC y DC es un colectivo sonoro conformado por Carlos Bonil, artista plástico de la Universidad Nacional y Andrés Vilá, músico e ingeniero. Desde el 2001, ellos sacan el alma de los circuitos y juegan con las posibilidades sonoras de las máquinas. Su primera intervención fue con una grabadora en el patio de la casa de Carlos. "Esa vaina de que la grabadora empezara a chillar nos impactó un montón. Eso ya se había hecho mil veces, pero para nosotros fue un descubrimiento, con mayor validez en una época donde no había internet" afirma Andrés. 

El circuit Bending es la transformación creativa -a través de cortocircuitos- de aparatos electrónicos de bajo voltaje para producir efectos nuevos. Su término fue acuñado por primera vez por Reed Ghazala en los años sesenta, cuando escuchó sonidos similares a los de un sintetizador en el momento en el que la carcasa de un amplificador hizo contacto con una mesa metálica.


“Con el ruido, nace el desorden y su opuesto: el mundo.
Con la música, nace el poder y su opuesto: la subversión”.

-  Jacques Attali  -

No cualquier aparato es susceptible de ser alterado. Lo ideal es conseguir máquinas viejas o en desuso -máximo de la década de los ochenta- como juguetes, parlantes, grabadoras o cualquier objeto que produzca algún sonido. Estos conservan circuitos analógicos, tienen piezas más grandes que son más fáciles de intervenir y son más resistentes a las sobrecargas, mientras que los circuitos digitales actuales corren a velocidades muy rápidas, y muchas veces, los sonidos que se están produciendo son en frecuencias altísimas y no se pueden escuchar.

cbparlante

"Moje sus dedos y empiece a tocar"

Para hacer circuit bending no se requiere un máster en ingeniería, pero sí mucho cuidado. Procure que el aparato que elija trabaje con pilas y asegúrese de que funciona. Luego, solo basta humedecer sus dedos y tocar partes del circuito (red electrónica) para hacer interconexiones que -aunque al azar- le pueden ir indicando en qué punto es bueno meter un cable. "Si toca y encuentra un sonido raro, entre esos dos puntos puede soldar un cable de un punto A a un punto B; si lo corta y le pone un botón, puede controlar esa conexión y ahí comienza a configurar el instrumento" explica Vilá. Pero las posibilidades no terminan ahí, cuando altere un circuito tiene que pensar si caben en su carcasa original o toca ubicarlos en una carcasa más grande de otra máquina "es jugar a ser Frankenstein" dice Carlos sonriente.

Estos son algunos componentes básicos para "cortocircuitear":

•  Circuito impreso (CI) o placa: es la base electrónica en la que se van a realizar las modificaciones.

•  Caimán: permite conectar dos puntos de un circuito sin tener que soldar por lo que se pueden realizar las pruebas sin que sea nada definitivo.

•  Cautín: es un soldador eléctrico que permite fijar las conexiones.

•  Leds: son diodos emisores de luz. Tienen la capacidad de emitir luz al paso de corriente eléctrica, por lo que de este modo nos indican que por donde se encuentra encendido pasa corriente eléctrica, pero pueden tener más usos como indicar el on/off.

•  Switch (también llamado selector) permite seleccionar a qué cable irá la corriente, tiene por tanto dos opciones).

•  Pulsadores: cada vez que se pulse, permite el paso de corriente desde un lado al otro del pulsador.

  Resistencias: tienen la capacidad de oponerse al paso de tensión eléctrica y dificultar el paso del voltaje.

•  Condensadores: elementos con la capacidad de almacenar energía eléctrica.

•  Interruptores: hay abiertos y normalmente cerrados

•  Fotoceldas: un dispositivo electrónico que es capaz de producir una pequeña cantidad de corriente eléctrica al ser expuesta a la luz. 

cbcosas

Cementerio de cables

El circuit bending, además de ser una técnica que se divide entre lo artístico y lo tecnológico tiene unas implicaciones que van más allá de hacer sonar un juguete. Para Carlos, la modificación de cualquier objeto obsoleto para hacer una nueva cosa es una posición política relacionada con la producción masiva de aparatos, con la desobediencia tecnológica y con la era digital apoderándose de todo. Para Andrés, viene de un gusto por entender cómo funcionan las cosas y de qué están hechas por dentro. Por eso, AC y DC prefiere trabajar desde lo analógico y sentir la materia en su máxima expresión. "Podemos coger un cable y hasta electrocutarnos si fuera necesario" afirma Bonil izando un cable en alto.

Por otra parte, hay que tener en cuenta que después de que un aparato es intervenido, nunca vuelve a ser el mismo, pierde la virginidad y puede morir. Por más de que usted sea riguroso a la hora de anotar cada cambio que realiza en un aparato, nunca vuelve a su estado original y si no tiene cuidado puede dañarlo irremediablemente. "El cementerio de instrumentos modificados es muy grande, uno ve un instrumento armado y detrás de él hay tres o cuatro instrumentos que se quemaron antes" cuenta Vilá nostálgico. En su caso, hubo un instrumento que no sobrevivió: fue un contestador automático con grabadora al que le había encontrado unas modificaciones hermosas y un cable mal conectado hizo que todo se quemara, aún lo tiene, no se ha atrevido a botarlo.

cbcementerio

¿El circuit bending es música?

Más allá de la intervención de los aparatos y los nuevos sonidos de cada uno, hay ocasiones en las que el circuit bending sale de los talleres para tomarse auditorios, enmarcándose algunas veces en festivales de electrónica o arte sonoro y otras, en formato de concierto: interpretando un listado de canciones. AC y DC recuerda una presentación en el Festival de sonidos electrónicos e industriales para el que crearon temas de cinco minutos con partituras y video, ensayaron bastante – con todo lo que implica componer canciones en circuit bending- y lo disfrutaron inmensamente gracias a la calidad sonora del teatro Jorge Eliécer Gaitán. “Por lo general, a los conciertos van diez personas y se salen tres –la mitad son amigos y uno les agradece eternamente haber ido y haberse quedado–“ confiesa Andrés. 

"¿Realmente es necesario que sea música? Uno lo presenta en un contexto musical pero es distinto. Es un evento sonoro" afirma Andrés. "La música no tiene porque estar hecha de notas ni ritmos", responde Carlos. Las partituras de AC y DC son los sonidos de abejas, nubes o viento que emite cada instrumento intervenido, aunque sí creen que el set de instrumentos es el que define lo que se puede hacer y lo que no, ya que no es lo mismo tocar una pieza de Bach en piano y luego en guitarra. El instrumento define la sonoridad. 

 Hágalo usted mismo 

Como pudo darse cuenta, para hacer circuit bending no tiene que tener un diploma de artista, ingeniero o músico, por eso, aquí le dejamos algunos consejos de Nicolas Collins en su libro "Música electrónica hecha a mano: el arte del hackeo de harware" para sacar el alma de los circuitos: 

-No tema: La ignorancia es una bendición, nada que valga la pena hacer, vale la pena hacerlo mal, pero de dos errores puede salir algo bueno.

-No saque del instrumento nada que esté conectado a la pared. Las conexiones AC pueden matarlo. Los adaptadores AC pueden funcionar después de que entienda la diferencia entre el aislamiento y la electrocución.

- Es más fácil desarmar algo que volverlo a armar: Las partes de una máquina que sean removidas o reconectadas de un circuito no van a volver a funcionar igual, no importa qué tan cuidadoso sea. Considere el costo antes de abrir cualquier máquina.

-Tome nota de lo que está haciendo a medida que avanza, no después. La mayoría de los cables se ven bastante parecidos. Son especialmente importantes los cables que están en la batería. 

- Evite conectar la batería al revés, esto puede dañar un circuito.

-Muchos hackeos son como mariposas: hermosas, pero viven poco. Los cortocircuiteos, sobre todo los primeros, terminarán con el circuito destruido eventualmente. Acepte esto. Si suena muy bien, grabe tan pronto como sea posible, y tome nota de lo que ha hecho para que pueda tratar de recrearlo más tarde.

cb

Escuche este podcast en alianza con Radiónica: 

 

RECOMENDADOS

INTERESAR

RECIENTE

instagram

INSTAGRAM

youtube