POR: Bacánika Miércoles, 26 Octubre 2016

Punk, metal, electrónica y sabrosura. Esta es música fresca “made in Medellín”. 

Medellín ha sido la cuna de diferentes figuras de la música colombiana. Desde el legendario sello tropical Discos Fuentes hasta el punk medallo que se inmortalizó en la película Rodrigo D. No futuro, incluyendo nombres como Juanes o Maluma, la capital paisa siempre ha dado de qué hablar y lo sigue haciendo. Durante las últimas dos décadas, Altavoz Fest se ha convertido en una plataforma para diferentes propuestas sonoras de la ciudad: pop, electrónica, fusión, reggae, rock, punk y metal, en sus diferentes vertientes, han pasado por las tarimas del evento. Y su edición 2016 sigue apostando por poner la diversidad musical a convivir en un solo escenario. Aunque nos podríamos extender con todos los artistas locales del cartel, destacamos a las siguientes cinco bandas: póngales el ojo (o el oído, para ser exactos) porque aquí hay talento de sobra.

separadorSIN AND GRACE

Moviéndose entre el metal y el hardcore, este quinteto tiene claro que no sólo de guturales vive el rock duro. Su estilo es muy actual, en eso que a veces le ponen el prefijo “post” y que rompe los clichés de los sonidos extremos.

AUTORFACE

separadorSEÑOR NARANJO

No confundir con el producto musical de cierta marca de gaseosas. Con más nostalgia que furia, este trío hace un punk lo-fi y medio psicodélico, básico y desprevenido. Perfecto para pasar un atardecer en Medellín.

AUTORFACE

separadorGAVILLA CHANGORETA

De vez en cuando viene bien reírse de uno mismo. Este parche se alimenta de diferentes músicas colombianas –no sólo de las costas, para variar– y les pone letras finísimas para poner a bailar hasta a los más aburridos.

AUTORFACE

separadorXOL

Partiendo del sonido de las montañas suramericanas, la caminata de estos músicos llega a una fusión electrónica que produce una verdadera sensación de paz. No todo es pogo o gozadera, la contemplación hace falta en días oscuros.

AUTORFACE

separadorANTEXEDENTEZ

La revolución es posible. Y suena mejor a ritmo de punk. Estos pelaos, muy jóvenes, se ponen las botas de un discurso político sin miedo y sin arandelas, que narra a una ciudad (y a un país) tan difícil como fascinante. Hay esperanza.

AUTORFACE

separador

COMPARTIR ESTE ARTICULO:

Compartir en FACEBOOK   AUTORSEPARADOR  

Etiquetas:

Música Rock

RECOMENDADOS

INTERESAR

RECIENTE

RELACIONADOS